MADRID NOTICIAS UGT

Pepe Álvarez reclama un gran pacto para frenar la desigualdad del mundo rural

El secretario general de UGT ha acudido a la presentación del Anuario 2019 de la Unión de Pequeños Agricultores (UPA)

El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, ha estado presente en la clausura del acto de presentación del Anuario 2019 de la Unión de Pequeños Agricultores (UPA), en la que también ha participado el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación en funciones Luis Planas.  El ugetista ha destacado el “imprescindible papel de UPA para luchar contra la despoblación de nuestro país”, y la necesidad de políticas que garanticen precios justos y una rentabilidad adecuada, “porque el mejor ejemplo de economía circular se da en el sector primario, pero tenemos que proteger y apoyar con leyes específicas la red de explotaciones familiares distribuidas por todo el país y que tienen un gran valor social, ambiental y económico”.

Álvarez considera que el mundo rural se merece justicia y derechos. “No podemos considerar a los pueblos y sus habitantes como ciudadanos y ciudadanas de segunda, porque los españoles somos todos iguales y todos debemos tener igualdad de acceso a servicios e infraestructuras, vivamos en la ciudad o en el campo”, por eso ha reclamado un gran pacto para frenar la desigualdad en el mundo rural. Para Álvarez “hay que conseguir que estas explotaciones sean competitivas, que puedan obtener una remuneración justa por su trabajo, y evitar cualquier tipo de explotación laboral en el mundo rural”.

En el mismo sentido se ha pronunciado la vicesecretaria general de UGT, Cristina Antoñanzas, durante su participación en la mesa redonda “Un nuevo compromiso social con el mundo rural. Otro futuro es posible”, al afirmar que “sólo el empleo permite tener un proyecto de vida, y eso es lo que falla en muchos pueblos. Falla porque unos pocos deciden el precio de los productos agrícolas de muchos; falla porque se están instalando modelos de producción agraria grandes, muy dimensionados, que basan su rentabilidad en la producción a bajo coste; y también falla porque los pueblos han sido despojados de los servicios”.

Antoñanzas ha reclamado “actuar ya en la negociación de los precios agrarios, reforzando la parte más débil; hay que regular las macroexplotaciones y hay que devolver a los pueblos los servicios que necesitan”.

La apertura de este acto, en el que además de la presentación del Anuario 2019, se han entregado los Premios Orgullo Rural 2019 y los de la Fundación de Estudios Rurales, celebrado en la sede del Consejo Económico y Social de España (CES) ha correspondido al secretario General de UPA, Lorenzo Ramos, y a la presidenta en funciones del CES, Mari Carmen Barrera.

Barrera ha vinculado la problemática del mundo rural con el actual debate sobre el futuro del trabajo, porque “hablar del mundo rural es hablar de desarrollo sostenible, de lucha contra el cambio climático, de brecha digital, de innovación y productividad, de desarrollo del sector servicios, de comercio internacional o de emigración. Mejor dicho, no se puede hablar de ninguno de estos temas sin observarlos desde la óptima del mundo rural”.

La presidenta en funciones del CES ha expresado su satisfacción por el premio de UPA a Marcos Peña, presidente del CES hasta hace pocos meses, porque “este reconocimiento desde el mundo rural expresa también el reconocimiento de los agentes sociales por su labor de estos años”. Barrera ha concluido reclamando una perspectiva amplia para relacionar la actividad económica y las condiciones sociales del mundo rural con la situación económica general.

Curiosidades y Efemérides

+ 130 ANIVERSARIO UGT

En nuestra Organización usamos tanto cookies propias como de terceros. Si continúa navegando por este Sitio Web, muestra su consentimiento inequívoco para este tratamiento. Si desea más información, puede acudir a nuestra Política de Cookies. Pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Traductor »
X