EXPOSICIÓN PERMANENTE

1988-1994 (Panel 10)

Años de desavenencias: por el giro social

 
Audioguía castellano Audioguía catalán
Audioguía euskera Audioguía galego


“En definitiva, nuestro objetivo principal [Paro del 14-D] era cambiar esa política porque implicaba una redistribución del beneficio y de la riqueza en contra de la clase trabajadora, en contradicción flagrante con los elementos conceptuales definidores de la socialdemocracia y con la práctica seguida en el entorno europeo.”

“El sindicato tiene una posición reivindicativa a la que nunca podrá renunciar. Ni por otra parte se puede pretender que siempre marchen armoniosamente el impulso trasformador de la sociedad que el sindicato representa con la gestión y administración de la cosa pública.”

Nicolás Redondo.


1988

UGT celebra su centenario con multitud de actos por todo el país. El rechazo a la política económica del Gobierno provoca la convocatoria, en unidad de acción con CCOO, de la Huelga General del 14 de diciembre, que paraliza por completo el país.

El Gobierno tiene que retirar las medidas más lesivas para los trabajadores y el Plan de Empleo Juvenil.

1989

UGT y CCOO reclaman al Gobierno un “giro social” en su política y presentan la Propuesta Sindical Prioritaria (PSP) para incrementar y mejorar el empleo, la protección social, la redistribución de la renta y la participación de los trabajadores. El proceso de negociación da lugar a importantes avances sociales.

1991

Con la Iniciativa Sindical de Progreso (ISP), UGT y CCOO proponen medidas de modernización social y de equiparación de derechos con los países de la UE en política industrial, en protección y en bienestar social. Se crea el Consejo Económico y Social (CES).

1992

Contra “El Decretazo” que recorta las prestaciones de desempleo y limita el derecho de huelga, se convoca una Huelga General de media jornada, el 28-M. Se consigue la retirada del proyecto.

1994

Contra la Reforma Laboral, que flexibiliza el mercado de trabajo, abarata el despido y limita la negociación colectiva, se realiza la tercera Huelga General, el 27-E.

UGT promueve la unidad de acción con CCOO para hacer frente a una política económica que persigue mantener, superada la crisis, los ajustes sobre los asalariados y las capas más débiles de la sociedad (desempleados, pensionistas, empleados públicos…). Una política que impulsa la desregulación y precarización del mercado laboral y la pérdida de poder adquisitivo. La negativa de los sindicatos a secundar esas políticas y la demanda de un giro a la izquierda en la política económica dan lugar a campañas de desprestigio contra las organizaciones sindicales lanzadas conjuntamente desde el gobierno, la patronal y la prensa.

Tras el éxito del 14-D se producen avances relevantes en la protección social, en el derecho a la negociación colectiva de los empleados públicos, en los salarios y en las condiciones de trabajo, todo lo cual se traduce en una considerable reducción de las desigualdades en España.

Continúa el proceso de racionalización del sindicato. A partir de fusiones de federaciones preexistentes se constituyen la FIA, FETESE, la FES, pasando de 15 a 12 federaciones; y se crean la UPA y las restantes uniones de ámbito autonómico.

Para aumentar la afiliación y dar mayor servicio a sus afiliados, siguiendo el modelo de otros países, el sindicato amplía su actividad al sector de la vivienda, los seguros, el ocio y el tiempo libre, intento que fracasa por errores en la gestión y por el boicot político, financiero y del sector de la construcción.

En nuestra Organización usamos tanto cookies propias como de terceros. Si continúa navegando por este Sitio Web, muestra su consentimiento inequívoco para este tratamiento. Si desea más información, puede acudir a nuestra Política de Cookies. Pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Traductor »
X